(24 votes, average 3.67 out of 5)
Navegando a Isla Tortuga3.67 out of 51 based on 24 voters.


Accessible and FlexibleDurante un rato, los turistas contemplan las piruetas de los cetáceos. El capitán del Yate, conduce con destreza el bote sobre las aguas mansas o bravas del mar Caribe. para llevar a puerto seguro a quienes desean emprender el viaje por mar.
Isla a la vista. Luego de resistir los embates del Yate, los pasajeros vislumbran el cayo Herradura, la primera parada de los botes que emprenden el viaje hasta La Tortuga desde Venezuela. Poco a poco, la palidez se desvanece de sus rostros. Mientras las aguas se calman y se tornan cada vez más cristalinas, los turistas olvidan los rigores de la travesía, respiran a sus anchas y contemplan su naturaleza en todo su esplendor. Su paisaje desértico es conmovedor: no hay una sola palmera, sólo montículos de arenas coralinas, un viejo faro, una piscina de agua transparente y una Virgen del Valle, que protege a los pescadores de los peligros del mar.
Luis Enrique Narváez, pescador margariteño que ha practicado la pesca artesanal en La Tortuga durante 17 años, acompaña a los tripulantes del Yate. Hoy, cuenta con una colección de varias esculturas, emplazadas en la arena, al borde del mar. Apenas tiene la oportunidad, lleva a los turistas a contemplar su "museo natural" y los invita a participar en la construcción de nuevas piezas.


Agent / Charter Broker

Face+ Desde la Isla

Tortuga-Island+